Filtrar
Filtros
X Cerrar

Precio

135,00 € - 450,00 €
Ver 27 de 31 productos

Por qué apostar por un aparador para el salón

Los aparadores de salón son un básico indispensable para la decoración de interiores, y los encontramos en variedad de diseños. Su presencia en el hogar aporta personalidad al salón, proporciona espacio de almacenaje, y es un complemento fundamental en la distribución de esta área. Adicionalmente, funciona como un elemento interesante en cuya superficie podemos colocar libros, fotografías, esculturas pequeñas, floreros, entre otros.

Claves...

Más información

Por qué apostar por un aparador para el salón

Los aparadores de salón son un básico indispensable para la decoración de interiores, y los encontramos en variedad de diseños. Su presencia en el hogar aporta personalidad al salón, proporciona espacio de almacenaje, y es un complemento fundamental en la distribución de esta área. Adicionalmente, funciona como un elemento interesante en cuya superficie podemos colocar libros, fotografías, esculturas pequeñas, floreros, entre otros.

Claves para elegir el mejor aparador de salón   

¿Con o sin patas?

El punto de apoyo de estos mobiliarios, debe elegirse cuidadosamente, puesto que se trata de la base que lo sostendrá y brindará soporte. Nunca debemos comprar un aparador inestable que se tambalee, o que se resulte peligroso. 

Los aparadores de salón con patas son ideales para mantener objetos fuera del alcance de los niños, y para estilizar el diseño. Si queremos que el aparador sea el punto focal de la habitación, entonces debemos decantarnos por esta opción versátil y llamativa. 

Para salones pequeños con techos bajos, lo mejor es optar por un aparador al ras del suelo, que gracias a su volumen, resulta maravilloso para guardar nuestras pertenencias. Otra opción más atrevida, son los aparadores suspendidos o de pared, que dan sensación de amplitud y ligereza. Por supuesto, debes tener cuidado de no añadir sobrepeso, porque esto podría ocasionar accidentes. 

Preocúpate por el almacenaje 

La idea de incorporar aparadores en esta zona, es facilitar el almacenaje. Debe ser un mobiliario apto para guardar variedad de objetos, y procurar la preservación de los mismos ante agentes externos. Lo recomendable es tener un cajón para cada cosa, por ejemplo, uno para cristalería, otra gaveta para utensilios del hogar, y así sucesivamente. 

¿Qué forma prefieres?

Los tradicionales son aquellos con formas rectangulares, e incluso redondeadas o cuadradas, pero existen otras variaciones geométricas para personas más atrevidas. En cuanto a practicidad, las mejores son las cuadradas, porque tienen mayor capacidad de almacenamiento. Asimismo, los aparadores pueden ser de concepto abierto o cerrado, para todos los gustos. 

¡Cuidado con las puertas!

Si tienes poco espacio, la mejor opción serán las puertas batientes, de esta manera no obstaculizarán el paso, ni significarán un riesgo para tu familia. También puedes elegir aparadores con puertas abatibles o correderas, que maximizan el espacio. 

¿Qué tipo de puerta prefieres tú?

El color es el protagonista

Los colores que te recomendamos son el verde, azul, turquesa, gris, rojo, y blanco, que se encuentran en tendencia para complementar la decoración de los salones. Sin embargo, ciertas condiciones aplican, si tu espacio es reducido, lo mejor es apegarte a colores pasteles o neutros, que harán que la estancia luzca más amplia y acogedora. 

No olvides las medidas

Medir el espacio antes de comprar, te ahorrará muchos dolores de cabeza. Lo recomendable es que los aparadores tengan un fondo de 50cm, pero nuevamente esto dependerá de los metros cuadros disponibles en tu salón. Además, debes sumar los centímetros que debe haber entre los objetos, de manera que todo encaje adecuadamente. Entre los sofás y el aparador debe haber mínimo 15 centímetros de separación. 

Lo importante es que el espacio no luzca saturado o desordenado. 

No olvides que antes de comprar lo fundamental es saber para qué lo vamos a utilizar y dónde lo podemos encajar. Esto es muy importante cuando hablamos de aparadores, porque suelen ocupar bastante espacio. De todos modos, siempre hay opciones más cómodas, que se ajustan a las medidas de tu salón. 

Ten en cuenta los materiales 

Por lo general, los aparadores de salón suelen fabricarse en materiales resistentes, ya que se emplean a largo plazo, y son una pieza fundamental en el salón. Los podemos encontrar en melanina, madera natural, vidrio templado o cristal, metal, y con diferentes acabados. Todos son materiales resistentes, pero al final todo dependerá del estilo que quieras manejar. 

Decoración del aparador en el salón

Una idea para decorar es elegir un aparador de madera barnizado en blanco, con vitrinas de vidrio templado, en la parte superior puedes colocar plantas. Además, si eliges mesas blancas bajas con cojines tejidos al ras del piso, tu comedor lucirá inigualable.

Para el salón, lo mejor es estampar tu personalidad en cada rincón, incluyendo el aparador. La mejor forma de lograrlo es agregando detalles decorativos en la superficie, o líneas y formas cromadas sobre el material del mobiliario. 

¿Tienes alguna idea para decorar el aparador de salón? Queremos saber de ti, déjanos un comentario.

Los mejores aparadores para el comedor

Los mejores son aquellos que fusionan calidad con ergonomía, y que facilitan el almacenaje de las vajillas y cubertería. Nunca deben encontrarse atravesados en la entrada a esta área, porque pueden resultar incómodos y peligrosos. 

En el comedor puedes optar por aparadores, vitrinas, o estantes y armarios, y todo dependerá de la estética que manejes, así como del espacio disponible. Ten en cuenta que la ventaja de los aparadores, es que son multifuncionales y prácticos, puedes elegir uno turquesa o blanco con líneas claras para agregar elegancia a la estancia. 

¿Te pareció útil este artículo?