Dormitorio pequeño

Filtrar
Filtros

No hay productos disponibles

¡Estate atento! Próximamente se añadirán más productos.

Dormitorios pequeños

¿Qué muebles puedes usar en un dormitorio pequeño?

La decoración de interiores es una tarea muy divertida cuando estamos organizando las habitaciones de nuestro hogar, no obstante, puede complicarse un poco cuando tenemos espacios limitados y estrechos. Sin importar los metros cuadrados disponibles, puedes lograr tener una habitación espectacular, que sea organizada, funcional y estética. 

En este sentido, hay muchos elementos con los que puedes jugar para que la habitación luzca más amplia. Lo que te impide lograrlo, es que probablemente estas cometiendo ciertos errores, que solo hacen que el dormitorio se vea estrecho y aglomerado. En esta guía te ayudamos a amueblar un dormitorio de pequeñas proporciones de la manera más estratégica posible. 

Consejos básicos para amueblar un dormitorio pequeño

Es difícil amueblar y decorar adecuadamente un dormitorio pequeño, pero no es imposible. Lo principal es optar por ser minimalistas y usar aquellos básicos que en realidad necesitamos para disfrutar de un espacio cómodo, ergonómico, funcional, y estético, donde podamos descansar. 

#CONSEJO 1. ¡Menos es más! Tenemos que recurrir a los principios del minimalismo, si queremos tener éxito. Muchas veces incorporamos muebles que no cumplen una función específica, y que de hecho, podrían considerarse un elemento decorativo más que otra cosa.  Enfócate e incluye lo esencial, de modo que puedas aprovechar el dormitorio al máximo. 

#CONSEJO 2. Aprovecha estratégicamente los muebles de almacenamiento. Prefiere las cómodas de varios cajones, y los aparadores con al menos cinco o seis compartimientos. De esta manera, podrás tener la habitación ordenada, y disponer de suficiente almacenaje sin necesidad de saturar el dormitorio con muchos muebles. También puedes optar por muebles modulares que te sacarán de cualquier apuro.

qK5bZiIWIAymMR-qJdM33yEBUESALHbDwpKk2LgaNMJyplTPvwtM8foKX8X6V4SIJSEBZC2bFRiL_eFVR000QWeTcTn-S1zmotGlW3jk7GdQ9FOUT40u1Vjd5qBxwQ

#CONSEJO 3. Elige muebles multifuncionales. Este tipo de mobiliario será tu salvación, un ejemplo son los taburetes, que se pueden utilizar en diferentes espacios del hogar, para alcanzar repisas muy altas, o para sentarnos. 

WBHu18ws5LsLvxzgFKJns-fjrUxwu3HtE2jyTIlt1ROMlkxEASCbL0-MbyATqBw5_D_u0iu_pBX1BWT15jTZNAyorD2L0QD2owDB30LGmlAy6Wpw4hS0nGGLTxuBbg

#CONSEJO 4. Mantén la habitación limpia y ordenada. Es algo muy importante, porque en ocasiones las habitaciones no son tan pequeñas como parecen, solo están sucias o mal organizadas. 

Preferiblemente realiza limpiezas periódicas, bien sean semanales o quincenales. 

#CONSEJO 5. Despeja la mesa de noche. Es uno de los mobiliarios que se desordena con mayor facilidad, porque solemos lanzar el móvil, aretes, las gafas, etc, y en cuestión de segundos es un desastre. Procura que este mueble tenga almacenamiento para colocar las cosas, de modo que solo tengas una lámpara, un libro y tu móvil sobre la superficie. 

#CONSEJO 6. ¡Espejos y ventanas! Los espejos atraen la luz y hacen que visualmente los dormitorios luzcan más grandes. Puedes colocarlo encima de la peinadora, velador, o comprar armarios que lo incluyan, lo cual te ayudará a ahorrar mucho espacio. Las ventanas son importantes para permitir el paso de luz natural.

#CONSEJO 7. Buena iluminación. Los lugares pequeños que no se iluminan adecuadamente, tienden a lucir más estrechos. Apórtale luz artificial a la habitación, y aprovecha toda la luz natural que puedas. 

#CONSEJO 8. Opta por colores pasteles. Aunque amamos los colores fuertes como el rojo y el negro, pueden hacer que un dormitorio se vea más pequeño y oscuro. Lo mejor es elegir cuidadosamente los colores, prefiriendo los tonos monocromáticos y pasteles, como el blanco, beige, crema, azul bebé, aguamarina, rosa, amarrillo, etc. De esta manera también evitaremos recargar la habitación.

¿Qué muebles puedes usar en un dormitorio pequeño?

Una cama según el espacio disponible

La cama es el foco o elemento principal de la habitación, y en dormitorios pequeños, debemos optar por una con las proporciones adecuadas. De acuerdo con expertos, primero se elige la cama y los colores de las paredes, y a partir de allí se decide el resto de la decoración, por lo que su elección marca la pauta en el dormitorio. 

Te recomendamos utilizar camas multiusos, por ejemplo, algunas camas tienen espacio de almacenamiento. También puedes optar por sofá camas, camas plegables o abatibles de pared que puedes recogerlas cuando no las estás usando, etc. 

#TIP. Compra estanterías colgantes. Los estantes y demás mobiliario colgantes, son una opción práctica, segura, y que te permitirá aprovechar el espacio al máximo. Además, sirve para decorar las paredes.

Armarios modulares o esquineros

Los armarios son de suma importancia, puesto que en ellos guardamos ropa, zapatos, entre otras cosas. Aquellos que son modulares encajan muy bien en dormitorios pequeños, puesto que al no tener puertas, ocupan menos espacio. Asimismo, los armarios esquineros son una gran manera de sacarle provecho a las esquinas de la habitación, y por supuesto, no podemos dejar por fuera los mobiliarios en L.  

¿Cuáles son los errores que tendríamos que evitar a la hora de decorar un dormitorio pequeño?

Abusar de los colores pasteles o neutros

Sabemos que algunos colores como el blanco, crema, lila, o champagne, pueden ayudar a que las habitaciones luzcan más luminosas y amplias, no obstante, no debes abusar de este efecto. Si pintamos todo el dormitorio de un solo color, el espacio lucirá frío, impersonal y sin personalidad.

5KojS0az0CzKhsx6__c0K7bSRYO7vSIhEIhSu9kvPUQAikfvrXWtSYoDLZvm15UiJ1r63s7Q2tdz6s1w6TdMWRRFMNdaiy3Z9yRFK8U5KAlyHAXgGlebnmycyzU5TA

Ausencia de respiración visual

Cuando los mobiliarios se encuentran demasiado cerca, prácticamente colindando entre sí, es normal que la habitación luzca saturada. Entre cada mueble que elijas debe haber una separación mínima de 30cms. Además, no es recomendable colocar muchos objetos, colores, y texturas.  

Una cama demasiado grande

Si bien una cama queen o matrimonial es una opción muy cómoda y estética, podría significar un problema en un dormitorio extremadamente pequeño. Incluso movilizarnos por la habitación se tornaría incómodo e inseguro, porque podríamos chocarnos con las esquinas de los muebles, así que están descartadas en espacios pequeños. 

Dile no a las alfombras

Las alfombras son hermosas y un gran elemento de decoración, pero pueden ser problemáticas a nivel estético en espacios muy pequeños. ¿Por qué? De acuerdo con los expertos, pueden hacer que el dormitorio luzca más pequeño, en todo caso lo mejor es elegir alfombras claras y colocarlas estratégicamente. 

¿Cómo decorar un dormitorio pequeño?

En cuanto a texturas, es mejor optar por telas vaporosas para la cama, y textiles livianos en el resto de la habitación, ya que a diferencia de la lana y el fieltro, no ocupan tanto peso visual. Además, ingéniatelas con la distribución, de manera que aproveches el espacio y favorezcas la estética de la habitación. 

Ideas: Dormitorio pequeño blanco y negro

El blanco y negro combinados generan amplitud visual, además son atemporales y facilitan el proceso de decoración. Procura que el blanco sea la base, y el negro se encuentre en los detalles refinando el dormitorio.  ¿Por qué combinar estos colores en específico? El blanco irradia luz, y el negro la retrae o absorbe, lo que crea el equilibrio perfecto. 

Por supuesto, no todo se limita a este espectacular binomio, de acuerdo a tus gustos, y para evitar que el dormitorio luzca impersonal, puedes optar por otros colores, texturas o estampados. Te recomendamos optar por el azul que de acuerdo con los expertos es de los colores más relajantes para dormir, o por el amarillo que relaja el sistema nervioso. Evita saturar de rojo, gris oscuro, o naranja, que pueden ponerte más hiperactivo o triste.

¿Te gustó este artículo? Déjanos un comentario.